lunes, 14 de noviembre de 2011

Desierto Florido XI


La semilla se sacudió el polvo del parto
y lloró con raíces y pétalos en su nacimiento.
Emergió, para cubrir la desnudez del desierto
y besar la humedad costera.

3 comentarios:

elisa...lichazul dijo...

Bendita Camanchaca!!
un micro super emotivo
abrazo Raúl, buena semana

Maria Coca dijo...

Lo que haces con las palabras es magia. Me encanta tu visión de las cosas...

Un abrazo enorme.

Poetiza dijo...

Hola: Te deseo una magica Navidad y un 2012 lleno de bendiciones para ti y tu familia. Gracias por haberme acompañado a lo largo de este año que se va. Te mando un beso a la distancia, cuidate mucho.